Revilla afirma que la historia "de éxito" del Puerto de Santander "despegará de verdad" con el proyecto de La Pasiega

09/10/18


El presidente y el resto de autoridades junto al Renault Zoe que es el vehículo 7 millones (Foto: Raúl Lucio)

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha afirmado hoy que la historia del Puerto de Santander es una historia de "éxito innegable" que ha permitido alcanzar la cifra de 7 millones de vehículos manipulados, colocar a esta infraestructura como "el tercer puerto en tráfico" y que vuelva a ser valorada como la mejor en logística marítimo portuaria por la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (ANFAC), por tercer año consecutivo.

Durante la conmemoración de los 7 millones de vehículos, el presidente ha destacado el horizonte de crecimiento del Puerto, que, en su opinión, "despegará de verdad" cuando los instrumentos que está poniendo en marcha el Gobierno de Cantabria sean una realidad, en especial, el área logística del Llano de La Pasiega.

"Vamos a dar una celeridad absoluta al proyecto y dentro de poco daremos muy buenas noticias al Puerto y a Cantabria, porque el Puerto necesita este espacio y nosotros necesitamos al Puerto", ha asegurado.

En concreto, ha avanzado que en el plazo aproximado de un mes habrá noticias positivas en relación con el Proyecto Singular de Interés Regional (PSIR) para desarrollar esta área, que es "el gran proyecto de todo el Gobierno de Cantabria", que permitirá que el Puerto de Santander, ubicado "en el epicentro del norte de España", sea "el puerto de Castilla".

El Llano de La Pasiega es "el lugar para hacer crecer el puerto lejos de la lámina de agua", ya que concentra dos millones de metros cuadrados "a 10 minutos de Santander y con conexión de ferrocarril".

Revilla ha destacado que el cambio en el Gobierno de España ha propiciado que el presidente, Pedro Sánchez, comparta la importancia de este proyecto, al igual que Puertos del Estado y Fomento, de quien ¿ha dicho- "tenemos la colaboración" para el apartadero de ferrocarril que dará cobertura a las necesidades de carga y descarga de mercancías.

Apuesta por la industria

"Queremos recuperar aquella región que era la segunda de España en PIB industrial", ha asegurado el presidente, al tiempo que ha resaltado la apuesta del Gobierno por un sector en el que cree "de manera absoluta" y que en la Comunidad Autónoma va a contribuir a que el PIB supere la media nacional.

Miguel Ángel Revilla también ha destacado la importancia del automóvil como "sector clave en la economía de este país", dentro de la actividad industrial por la que "hay que apostar por su valor estructural permanente".

En el acto, celebrado en el Palacete del Embarcadero, en cuyo exterior se ubicaba el Renault Zoe que ha sido el vehículo 7 millones, el presidente ha estado acompañado por la vicepresidenta y consejera de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social, Eva Díaz Tezanos, y el consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Francisco Martín.

También han intervenido el presidente de la Autoridad Portuaria de Santander, Jaime González; la presidenta de Puertos del Estado, Ornella Chacón, y el vicepresidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (ANFAC), Mario Arnero.

Entre los asistentes figuraba el delegado del Gobierno, Pablo Zuloaga; representantes del Ayuntamiento de Santander, de la Universidad de Cantabria; el presidente de CEOE-CEPYME, Lorenzo Vidal de la Peña, y una amplia representación de las empresas que operan en el Puerto de Santander en la logística de automóviles y de la comunidad portuaria en general.

El tráfico RoRo en el Puerto de Santander

En 2017, pasaron por el Puerto de Santander un total de 492.168 unidades de más de 15 marcas, lo que supuso un record absoluto. De ellas, destacan 257.365 Renault y 92.046 Volkswagen manipulados, seguidos por Nissan-Infiniti, Ford y BMW-Mini. Especialmente positivo fue el comportamiento de la importación, con un aumento del 39 por ciento.

Las líneas regulares de tráfico RoRo están explotadas por 7 compañías especializadas en el transporte de coches: Wallenius&Wilhelmsen, VW Konzernlogistik, Hyundai Glovis, EML, Neptune Lines, Höegh Autoliners y UECC, que permiten conectar el Puerto de Santander con los cinco continentes y atender a más de 30 mercados.

Además, los principales operadores logísticos terrestres del sector están presentes en el Puerto: Bergé Automotive Logistics (BAL); CAT, Síntax Logística o Transfesa, entre otros.

La evolución del tráfico de automóviles en 2018 va a facilitar que se alcancen cifras similares o incluso superiores a las de 2017. Por ello, tal y como ha explicado Jaime González, la Autoridad Portuaria trabaja en un nuevo diseño de terminal de automóviles que permita manipular hasta 600.000 coches anuales, una cifra que, es el "objetivo fundamental", manteniendo, al mismo tiempo, la diversificación de marcas.

En la necesidad de crecimiento de la instalación, González ha reiterado la apuesta por el Llano de la Pasiega, que ha reclamado que pueda ser "una realidad más pronto que tarde", lo que permitirá "certificar el crecimiento interno de la capacidad total del Puerto de Santander".

La finalización del muelle de Raos 9 será, tal y como ha destacado el presidente del Puerto, será fundamental para el tráfico de automóviles, por la versatilidad y aumento de capacidad con la que dotará a la terminal, así como el inicio de los trabajos previos para la construcción de estructuras verticales de almacenamiento de coches. Este tipo de instalación permitirá un desarrollo sostenible del Puerto, compatible con una oferta adecuada a los requerimientos del sector de automoción y compatible con una necesaria diversificación de los tráficos.

Igualmente, el presidente de la Autoridad Portuaria ha destacado la apuesta por la "sostenibilidad energética", un mensaje para el que la instalación santanderina "quiere estar preparada". A este respecto, ha anunciado que después de navidad se conocerán los resultados de un proyecto piloto que se está llevando a cabo en colaboración con la Consejería de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, para fomentar que los coches eléctricos pasen por el Puerto de Santander en su exportación e importación y cuenten con fuentes de alimentación a través de la generación de energía fotovoltaica.

Por otro lado, ha hablado de otro proyecto piloto que se está llevando a cabo conjuntamente con el Puerto de Cartagena para fomentar la digitalización de toda la documentación que compete a un vehículo, desde su producción hasta que llega al concesionario y que, a través de una aplicación, los implicados en la cadena logística accedan a toda la trazabilidad del vehículo.

Puerto de referencia

Por su parte, el vicepresidente de ANFAC ha señalado que la cifra de 7 millones es el reflejo del comportamiento del mercado de vehículos español y de la confianza de los fabricantes en un Puerto que es "referencia en el sector".

Para Armero, el funcionamiento del Puerto de Santander es "un ejemplo de colaboración público privada" y una muestra de "dedicación, especialización, compromiso con los fabricantes y buena calidad de los servicios".

Por su parte, la presidenta de Puertos del Estado, en su primera visita a un puerto de la fachada norte de España, ha comprometido "toda la agilidad" necesaria para dar apoyo a los Puertos españoles y a los empresarios que trabajan en el sector.

Desde la década de los 80

En la década de los 80, el Puerto de Santander, en su búsqueda por diversificar sus servicios e incrementar los tráficos, pone en marcha un proyecto basado en los cada vez más pujantes tráficos rodados, también conocidos como tráficos RoRo, especialmente, los automóviles nuevos.

En septiembre de 1986, el buque car-carrier 'Yuriy Avot', procedente de la entonces Unión Soviética, atracó en el muelle Raos 7 para realizar la primera operativa de vehículos, 399 unidades de la marca Lada.

A lo largo de 32 años hasta llegar a los 7 millones de unidades, la práctica totalidad de las marcas implantadas en el mercado del automóvil español han utilizado o utilizan, en mayor o menor grado, el Puerto de Santander. Renault, Volkswagen, Toyota, Nissan, Ford, Honda, Volvo, BMW, Mercedes, Hyundai, Opel, Audi, Mini, Skoda, Dacia, Iveco, Seat, Peugeot, etc.

Dentro del complejo portuario de Raos, el muelle de Raos 7 fue el lugar en el que atracaron los primeros barcos portavehículos. El muelle contaba con 170 metros de línea de atraque, una rampa RoRo y una superficie de depósito de 25.000 metros cuadrados.

La evolución de los tráficos, ligada a la llegada de grandes car-carriers de incluso más de 200 metros de eslora, hizo necesario la utilización del muelle de Raos 4. Paralelamente al desarrollo de las infraestructuras especializadas y debido a la importancia de los tráficos de importación, se instalaron en el Puerto de Santander, al inicio de los años 90, dos centros de pre entrega y personalización de automóviles (PDI), operados por Síntax Logística (Walon Ibérica por aquel entonces) y Bergé Automotive Logistics (Iniciativas Portuarias en los primeros años). Posteriormente otros operadores logísticos como CAT se sumaron a la apuesta por el Puerto de Santander.

Tras un período de transición en el que se operó simultáneamente en los muelles de Raos 4, 7 y 8, en mayo de 2000 se concentró definitivamente todo el tráfico de vehículos en el Espigón Central de Raos. Sucesivas fases de ampliación del Espigón Central de Raos, la ampliación del muelle de Raos 8 en 2004, así como la nueva rampa bi ro-ro, inaugurada en 2009, supusieron un espaldarazo definitivo a la terminal de automóviles del Puerto de Santander.

Desde el punto de vista marítimo, la participación de grandes navieras, con vocación transoceánica, casos de Wallenius&Wilhelmsen y Höegh Autoliners, han tenido un rol determinante, al igual que navieras especializadas en el short sea shipping, como UECC, EML y Suardíaz o más recientemente Neptune Lines.

Respecto de la conectividad terrestre, el ferrocarril ha tenido gran importancia. Empresas como Tranfesa, Semat, o más recientemente, operadores como Pecovasa, COMSA o Renfe, han permitido que el modo marítimo-ferroviario alcance cuotas superiores al 50 por ciento, en el caso de la exportación.

La terminal actual

La actual terminal de automóviles cuenta con un kilómetro de línea de atraque dividido en tres muelles con tres rampas RoRo, dos de ellas de alta capacidad. El muelle de Raos 8, dedicado a buques transoceánicos, con capacidad para acomodar hasta tres car-carriers y, Raos 7, especializado en short sea shipping.

Está dotada de más de 600.000 metros cuadrados dedicados al tránsito y almacenaje de automóviles; tres instalaciones PDI (centros de pre-entrega) y una terminal ferroviaria especializada con cuatro vías con capacidad para trenes de más de 600 metros, lo que supone una alta calidad en las condiciones de manipulación y almacenamiento y la certificación de ANFAC para el tráfico de vehículos nuevos.




Verdad o Mentira 13.12.18

Twitter