Mazón destaca la inversión en seguridad llevada a cabo entre la glorieta de Barreda y Solvay

28/11/17



El consejero de Obras Públicas y Vivienda, José María Mazón, ha destacado hoy la "inversión en seguridad" que su departamento ha realizado la carretera autonómica CA-131, entre la glorieta de Barreda y la entrada a la factoría de Solvay, un punto que diariamente soporta un elevado tráfico, especialmente de vehículos pesados.

En este sentido, Mazón ha ensalzado la importancia y la "utilidad" de esta actuación para automóviles y vehículos pesados y, especialmente, para los muchos peatones que transitan esta zona, no solo procedentes de Torrelavega, Barreda o Viveda, sino también para los numerosos peregrinos que realizan el Camino de Santiago.

Por todo ello, la Consejería de Obras Públicas ha dispuesto las medidas necesarias para "garantizar la circulación con total seguridad", tales como barandillas, ensanche de aceras, quitamiedos, etc.

En el mismo sentido, el alcalde de Torrelavega, José Manuel Cruz Viadero ha afirmado que "invertir en seguridad es muy positivo" y, por ello, ha expresado la satisfacción de su Ayuntamiento, así como el agradecimiento al Gobierno de Cantabria.

En la inauguración ha estado también presente el primer teniente de alcalde y concejal de Obras, Javier López Estrada; el concejal de Urbanismo y Vivienda, José Otto Oyarbide, y el director general de Obras Públicas, José Luis Gochicoa.

El proyecto ha supuesto una inversión de 92.000 euros y ha incluido la mejora del sistema de protección existente en el puente, conformado por unas horquillas ancladas en la acera de hormigón y barandilla en la parte exterior del tablero.

Para ello, se ha instalado un pretil metálico, en ambos lados del tablero del puente, y barrera de seguridad doble para facilitar el paso de los peatones en una zona de difícil accesibilidad para aquellos que transitan por el arcén de la carretera de referencia.

Además, se ha incluido un sistema de protección para los motoristas, en ambos sentidos de circulación de la curva Viveda-Suances, y se ha renovado la acera existente entre la actual glorieta de Barreda hasta el final del paso superior, sobre la vía férrea de FEVE, mediante baldosas similares a las instaladas en la glorieta de Viveda.

Para conseguir el mayor ancho posible sobre el puente, se han retirado las barandillas existentes en su borde y se han colocado unas nuevas de acero galvanizado en caliente con doble mano de pintura protectora.

Para la realización de las obras ha sido necesario evitar los momentos de mayor afluencia de tráfico en verano, obtener los permisos de ADIF y la factoría SOLVAY, y ejecutar diversas actuaciones de obra durante la noche.




Verdad o Mentira 14.12.2017

Twitter