No hay quien pare al Racing

10/04/22


Foto: © Adrián García Sánchez


Foto: © Adrián García Sánchez


Es una auténtica locura los números que lleva el conjunto verdiblanco. Desde la jornada 15 ante el equipo dependiente pucelano el Valladolid Promesas los hombres de Romo no han olido la lona si hablamos en términos pugilistas. En esta ocasión el rival era bastante complicado. El equipo madrileño se estaba jugando el cocido en forma de permanencia y eso hace a cualquier rival ser muy peligroso ya que enfrentarse ante un rival herido puede ser muy difícil.

En esta temporada se siente con una autoridad tremenda, ya no solo es cuestión de suerte, sino tambiémn de tener fe y de una confianza fuera de lo normal. Y es que en la actualidad los hombres de Romo están pletóricos y les sale todo. Que no marcas en dos penaltis, no pasa nada, en el rechace lo harás. En esta ocasión el partido comenzó con toda la esperanza que un equipo tiene cuando está en una gran dinámica.

Hay que hacer una clara mención a Fausto Tienza, que hizo un gran partido y que fue clave en la victoria verdiblanca. Que su equilibrio es vital para el equipo eso es una realidad, pero si encima ya está crecido y le sale todo con el balón pues se convierte en un jugador “top” en esta categoría. Y es que el extremeño así lo demostró en el primer gol del encuentro en una inicación suya que pasaría a Soko y el africano por velocidad se iba de sus oponentes para dar un centro de gol al propio Tienza que llegó con facilidad al área rival y podía batir al meta local.

Con ese resultado al Racing se le ponía de cara el choque, era ya lo que les faltaba a los pupilos de Romo para creérselo completamente. El juego era un poco desordenado por ambos equipos, peronv no cabía duda que los santanderinos tenían el partido totalmente controlado.

En la segunda mitad los chicos de Alfredo Santa Elena adelantaron un poco las líneas e interaron salir más a por los cántabros. Pero ahí la zaga verdiblanca y el portero dieron en todo momento la seguridad necesaria como para no intuir sorpresa alguna en el marcador.

Los visitantes en el segundo acto estaban esperando el momento del zarpazo mortal. El guión comenzaba a estar muy claro con la salida de Marco Camus que provocó un claro penalti. Cedric fue el encargado de ejecutarlo horriblemente pero la suerte se alió con el africano que de puntera en el rechace conseguía el segundo tanto para los cántabros.

A partir de ese momento el Racing ya se vió intratable en el marcador y como ahora es todo confianza pues fue más fácil para los hombres de Romo. Y si además de todo eso se le añade que Miquel Parera estuvo sorberbio durante todo el partido. ¿Que más se puede pedir?

El tercer gol llegaría de nuevo en una jugada excelsa del incombustible Fausto Tienza que provocaría un penalti, que de nuevo se fallaría y el recien salido Javi Vázquez conseguía anotar el tercer gol, un tanto que le servirá para coger confianza al jugador racinguista.

Cada día más cerca del objetivo de la vuelta al fútbol profesional. Lo de esta plantilla en la segunda vuelta es increible, es imposible competir contra este equipo, porque ahora mismo es invencible.

FICHA TÉCNICA

DUX: Badiashile; Blázquez, Marín, Moyano (Bravo, 50'), Herrero (Brulmans, 65'); Montoro, Bonaldo (Montero, 82'); Alberto Gil, Rubén Ramos, Martín (Mancebo, 50'); y Pitu (Abdullá, 65'). SUPLENTES: Yelco Ramos (ps), Kolderiu (ps), Masogo y Dani Siu.

RACING: Parera; Unai Medina, Bobadilla, Pol Moreno, Satrústegui; Tienza, Íñigo; Soko (Javi Vázquez, 85'), Sergio Marcos (Borja Domínguez, 62'), Arturo (Camus, 70'); y Cedric (Manu Justo, 85'). SUPLENTES: Lucas Díaz (ps), Mantilla, Isma López, Yeray, Bustos y Harper.

ÁRBITRO: Carlos Calderiña Pavón, del comité catalán. Amonestó a Mantilla (31'), Moyano (43'), Bobadilla (66'), Mancebo (77'), Brulmans (85'), Marín (+90')

GOLES: 0-1 (38') Tienza, de cabeza a pase de Soko desde la línea de fondo. 0-2 (72') Cedric, al recoger el despeje de Badiashile a un penalti tirado por él mismo. 0-3 (+90') Javi Vázquez, recogiendo el despeje del portero rival a un penalti tirado por Manu Justo.

ESTADIO: Municipal de Villaviciosa de Odón. Unos 900 espectadores, medio millar de ellos seguidores del Racing.

Crónica: David "Bossu".




radio teibafm 101.4 - Emisión online

redes sociales


      

Twitter