Sánchez promete ayudas a familias y empresas por el coronavirus

10/03/20


Pedro Sánchez

En un ambiente propio de los momentos complicados para una sociedad, Pedro Sánchez compareció este martes en La Moncloa para apuntar ayudas económicas para empresas y familias que sufran las consecuencias del coronavirus, en especial para los padres que no puedan ir a trabajar porque necesitan cuidar de sus hijos y los sectores más afectados.

Sánchez prometió además liquidez para las pymes. El presidente avanzó que vienen “semanas difíciles” pero logró un avance en una reunión con sus socios europeos: la UE flexibilizará los objetivos de déficit para los países más afectados por el coronavirus, como España e Italia.

El Gobierno español no ha sido el primero en anunciar grandes paquetes de ayudas para contrarrestar el efecto económico de la crisis del coronavirus. Varios socios europeos ya tienen incluso cuantificados esos planes de estímulo.

Pero el Ejecutivo sí está dispuesto ahora a multiplicar las medidas para compensar un impacto económico que ya nadie niega y que el presidente también admitió.

CASOS CONFIRMADOS EN ESPAÑA Y EN EL MUNDO

España se prepara ya para rebajar sus expectativas de crecimiento, aunque aún nadie se plantea en La Moncloa que la situación llegue tan lejos como para llevar al país a una recesión. Desde el lunes, el Gobierno ha dado un giro radical a su discurso y ayer Sánchez apuntó las medidas que se terminarán de perfilar hoy y se aprobarán en el Consejo de Ministros de mañana.

Los empresarios presionan para que haya ayudas a las compañías más afectadas, especialmente en sectores como el turismo o los transportes, y los sindicatos aprietan para que el Ejecutivo ayude a los trabajadores que están perdiendo sus empleos o están viendo reducidos sus ingresos, y también a los millones de padres de la Comunidad de Madrid, La Rioja o Vitoria que desde hoy tienen a sus hijos en casa y en algunos casos no tienen más opción que dejar de ir a trabajar.

“Para combatir esta emergencia haremos lo que haga falta”, aseguró el presidente, que dio cuenta del Consejo Europeo extraordinario que se celebró por videoconferencia. Allí se apuntó la posibilidad de “flexibilizar normas del paquete de estabilidad” para países como España. La idea es que todos los gastos para afrontar la crisis, tanto los sanitarios como los de apoyo económico a familias y empresas, queden fuera de la evaluación del déficit. Además, la Comisión Europea, según anunció Sánchez, estudiará otras medidas que aprobará la próxima semana.

PLAN DE CHOQUE

El Gobierno presentará el jueves su plan de choque, que incluirá “recursos para proteger el bienestar de las familias trabajadoras, facilitando reducción jornadas y ayudándoles a cuidar a los menores”. La idea es una especie de licencia especial o algo similar cuyo coste pueda asumir el Estado para evitar que sufran los trabajadores y las empresas.

Además, habrá “medidas para proteger el empleo, para permitir una flexibilidad laboral, pero también estar vigilantes para que nadie las use para perjudicar los derechos de los trabajadores”, dijo. Además, habrá un plan de liquidez para las empresas al que el Gobierno concede mucha importancia, sobre todo para pymes, y apoyo específico para los sectores del turismo y el transporte.

España no es Italia, donde la tensión política por el coronavirus ha alcanzado una gran virulencia, pero Sánchez sí ha recibido críticas de la oposición del PP y Vox, que le acusan de llegar tarde y de irresponsable por permitir y alentar la masiva manifestación del 8 de marzo un día antes de anunciar el cierre de colegios en todo Madrid.

Sánchez se defendió asegurando que solo se han seguido criterios técnicos en cada decisión y minimizó la tensión política. De hecho, dijo que él no percibe esa batalla, porque en las conversaciones privadas con sus líderes, Pablo Casado y Santiago Abascal, las cosas son mucho más suaves. De momento, sin embargo, el presidente no anuncia una comparecencia en el Congreso que podría convertirse rápidamente en un centro de batalla. <CW-31>De hecho, hoy ni siquiera habrá sesión de control precisamente por el coronavirus.

"El Gobierno de España ante una crisis compleja está demostrando capacidad de actuación”, se defendió el presidente. “Los españoles quieren ver a todos los responsables políticos unidos. He hablado con varias fuerzas y me han trasladado la voluntad de cooperación”, dijo después de reivindicar la cooperación entre las autonomías y el ministerio de Sanidad y las decenas de reuniones y comparecencias públicas de todos los responsables políticos y técnicos. El presidente no había comparecido ante la prensa hasta ahora, y por eso la oposición le criticaba. De momento no parece que vaya a acudir al Congreso.

Sánchez no se mostró preocupado por esas críticas y se concentró en hacer llamamientos a la calma, también a los que en estas horas colapsan los supermercados pese a que no hay ninguna crisis de abastecimiento.




radio teibafm 101.4 - Emisión online

redes sociales


      

Verdad o Mentira 19.12.2019

Twitter