Opinión


29/04/15

Onésimo Pérez

  1. Sevilla

    Terminó la feria de Abril sevillana, feria que echó a andar el Domingo de Resurrección con la reaparición de José A. Ruiz Espartaco, aunque no haya sido mas que por una sola tarde en esta plaza, con ese ruedo tan gracioso y singular en forma de huevo, al que Juncal saludaba a diario con un  “Buenos días sultana”, y que hay montada una batalla a brazo partido entre toreros, apoderados y empresa. Las figuras ausentes en la Real Maestranza de caballería y con esta ya van dos temporadas, manifiestan que su ausencia se debe a que son maltratados por la empresa, aunque muchas voces apuntan a otras razones, una de ellas es “la pasta”, los toreros si hay pasta se callan, cuando en los corrillos se habla de la otra, sale un nombre, Alberto Bailleres, el tercer hombre mas rico de Méjico, 12.000 millones de dólares según la revista Forbes, y que apodera a dos de los cuatro encausados, Morante y Talavante, por medio de su hombre de confianza en España, Antonio Barrera y que controla numerosas plazas en España. No obstante han negado que tenga ningún  interés en Sevilla, pero los aficionados temen que se dé una situación de monopolio práctico controlado desde Méjico, si tomaran el poder, pero nadie niega que dependerá de quien sea el ganador del duelo, toreros o empresarios, uno de los dos colectivos saldrá fortalecido y el otro derrotado y todos temen que la que pierda sea la fiesta.

    Si miramos detenidamente los carteles, no hay ni rastro de toreros que se hayan ganado su sitio con creces, haciendo mención especial para los jóvenes, porque no se entiende una feria donde repiten tres y cuatro tardes toreros, cuando hay un escalafón de jóvenes promesas queriendo tirar del carro, ansiosos por torear en las ferias y con una ilusión que entre unos y otros están mermando. Se han dado tres alternativas pero ¿a qué precio?, de que sirve si luego ya como matadores de toros se las ven y se las desean para hacerse un hueco. Si no apostamos por la juventud, por la diversidad, riqueza y variedad ¿Quiénes serán los representantes del futuro?, por desgracia actuaciones como la de la empresa de Sevilla hacen que la tauromaquia se muera cada dio un poco más.

    Llegado esta hora, se hace urgente una reflexión profunda entre los aficionados del mundo del toro sobre el futuro de las corridas, si la fiesta nacional se deja en las manos que esta, y se organiza en base a intereses espurios, completamente ajenos al criterio del público que la mantiene, su decadencia será imparable, es hora de reaccionar y poner a cada uno en su sito. Pero según dijo el recordado Umbral, yo estoy aquí hablar de mi libro, que en este caso es el resultado artístico de esta feria Sevillana 2015, que ha tenido de todo.

    En el capítulo ganadero, hemos podido disfrutar de tres ganaderías, la del jueves 16 de Fuente Ymbro, corrida muy interesante y con una presentación excelente. El jueves 23 la Ganadería de Vitorino Martin, corrida muy bien presentada en general, encastados y bravos, mención especial para un 4º que se le dio la vuelta al ruedo y un 5º que embestía como una locomotora, raro que el Cid conociendo esta ganadería no se llegase a acoplar del todo, y por último nos deleitamos con la corrida de Núñez del Cubillo, la mejor corrida de la feria con dos grandiosos toros nobles con clase, repetidores con larguísima embestida, esta ganadería que años atrás pasó por un profundo bache y que hoy vistos los resultados actuales, ha vuelto al sitio que ha ocupado siempre, así mismo destacar dos toros de Vitoriano del Río.

    En el apartado de toreros, hemos asistido a una gran faena de Antonio Ferrera ante el toro Mecanizado, fue el cuarto toro que salió por la puerta de chiqueros al que el extremeño pudo cortarle dos orejas, después de un faenón de Ferrera que toreó con mucho gusto, temple y profundidad, pero falló con la espada varias veces perdiendo toda opción de premio; Al final vuelta de consolación para el torero y vuelta también para un gran toro de Vitorino, Creo que será la faena de la feria. El otro grandioso toro que salió por chiqueros se llamaba “Encumbrado”, de la Ganadería de Cubillo, es difícil imaginar un toro más rotundo de cualidades para hacer el toreo, este “Encumbrado”, yo creo que ya estaba predestinado con este nombre y que fue a caer en manos del que ha sido bastión y pilar de esta feria de Sevilla 2015, José Mª Manzanares, con cuatro actuaciones, el reto estaba en disfrutar de esa joya de toro para soñar el toreo, y ya lo creo que lo aprovechó el Alicantino, envolvió la faena con un empaque y sin fisuras con esos cambios de  manos algunos en dos tiempos, que parecían interminables, con ligación y temple, pero a veces el toreo tiene estas cosas, que la gloria no sea total y la espada que tantos triunfos ha proporcionado a este torero, en esta ocasión paradójicamente no pudo culminar.

    Queda claro que no ha sido la feria de las grandes estocadas, a pesar de que en la última de feria, con la “Miurada” se vieran las dos mejores estocadas que les valieron sendas orejas a Dávila Miura y Manuel Escribano, este torero por cierto, sale reforzado de la feria al cortar dos orejas a las corridas de Vitorino y Miura.

    A pesar de la no comparecencia de las figuras, la asistencia de espectadores ha sido de tres cuartos de plaza, con algún lleno, deseando que el próximo año estén todos los que tienen que estar, en una plaza como esta tan emblemática y con esa solera que la hace única en el planeta taurino.

        En la feria de San Isidro, la Monumental de las Ventas dará cobijo a 31 festejos que darán o no que hablar, según se nos de la fiesta.

Twitter